miércoles, 13 de diciembre de 2017

ACUERDO EN PARÍS: COMBATIR EL CAMBIO CLIMÁTICO - LA NATURALEZA EN LA POESÍA DE TAIWÁN - POR DANILO SÁNCHEZ LIHÓN


 
 

Construcción y forja de la utopía andina
 
2017 AÑO
DE LA IDENTIDAD Y DEL PATRIMONIO
INALIENABLE DE NUESTROS PUEBLOS
 
DICIEMBRE, MES DE LAS MONTAÑAS,
DE LOS DERECHOS DE LOS ANIMALES;
DE LOS MIGRANTES, Y DEL NACIMIENTO
DEL DIOS NIÑO EN LA NAVIDAD
 
CAPULÍ ES
PODER CHUCO


 
SANTIAGO DE CHUCO
CAPITAL DE LA POESÍA
Y LA CONCIENCIA SOCIAL


 
*****
HOMENAJE MUNDIAL
PROMOVIDO DESDE CHILE
POR EL POETA ALFRED ASÍS
POETA Y LUCHADOR
DE LA PALABRA QUE CONVOCA
Y DEL VERSO QUE REDIME



Quiero dirigir estas palabras a ti, Danilo, que eres el propulsor incansable de esta cruzada cultural que se denomina “Capulí Vallejo y su tierra”. Sé que no trabajas esperando estos gestos, pero queda en nosotros hacerlo porque es una obligación moral de gratitud y reconocimiento a quien levanta la palabra de César Vallejo y da relevancia a Santiago de Chuco, nuestro pueblo, con un desvelo que nos honra y nos prestigia a todos.
Pero lo que más me entusiasma y agradezco de tus mensajes cotidianos y las peregrinaciones anuales a Santiago de Chuco, es ver cómo poco a poco levantas una pirca de sentimientos, testimonios y adhesiones entre quienes llegan con “Capulí, Vallejo y su tierra” a ese rincón andino y sienten la acogida de los moradores, escuchan las palabras candorosas de los niños, saborean el pan recién horneado y lanzan al aire sus alegrías como retribución por tanto regalo que nos concede la madre tierra, por los aguaceros que siguen lavando las impurezas de los seres humanos, por la poesía que continúa humanizando las palabras y por la fe vertida en cada uno de sus festejos.
Gracias hermano, colega, amigo y camarada. Mira todo lo que has llegado a ser para nosotros. Los que te hemos conocido de pequeño, los que te escuchamos una vez recitar en la escuela a Rubén Darío los versos “Del Trópico”, ¿recuerdas? Los que no sabíamos que ibas guardando en tu morral experiencias vividas para después mostrarlas como herencia de lo que te hizo hombre, maestro, poeta y luchador de la palabra que convoca y del verso que redime. Admiro en ti cómo sigues siendo santiaguino a pesar de ser un trotamundos. Te renuevo mi amistad y mi aprecio.
CARLOS MANUEL CASTILLO MENDOZA


*****
PRÓXIMA ACTIVIDAD
DE CAPULÍ, VALLEJO Y SU TIERRA
ÁGAPE CAPULÍ
“DÍA ETERNO ES ESTE, DÍA INGENUO
INFANTE, CORAL, ORACIONAL;
SE CORONA EL TIEMPO DE PALOMAS”
VIERNES 29 DE DICIEMBRE. 12. M
PROGRAMA
– PALABRAS DE BIENVENIDA
DANILO SÁNCHEZ LIHÓN
– EL CALENDARIO ANDINO
RAMÓN NORIEGA TORERO
– MITIN POÉTICO Y MUSICAL
(TRIBUNA LIBRE)
PRESENTACIÓN DEL LIBRO:
“LATIR BAJO ESTOS ALEROS”
DE DANILO SÁNCHEZ LIHÓN
– CELEBRACIÓN
DE LOS CUMPLEAÑOS DEL MES
– CANCIONERO CAPULÍ
– GRAN ALMUERZO
DE CONFRATERNIDAD
VIERNES 29 DE DICIEMBRE
12. M
INVITACIÓN ABIERTA A TODOS
LOS AMIGOS DE CAPULÍ
LOCAL POR CONFIRMAR
COMISIÓN ORGANIZADORA
FLORENCIA ROLDÁN Y
AMELIA MELGAR
 
*****
ACUERDO EN PARÍS


 
COMBATIR
EL CAMBIO
CLIMÁTICO



FOLIOS
DE LA
UTOPÍA



LA NATURALEZA
EN LA POESÍA
DE TAIWÁN



Danilo Sánchez Lihón
 
 
Introducción
Esta semana que vivimos se dedica a crear conciencia para combatir el cambio climático, a cuidar el medio ambiente y a la naturaleza, como debieran ser todas las semanas del año, razón por la cual hemos querido ocuparnos de este tema en la poesía de Taiwán.
Y lo hacemos comentando el libro “Voces desde Taiwán” del poeta Lee Kuei-shien, quien presidiera una delegación de seis poetas de Taiwán que se hicieron presentes en el XVIII Encuentro Internacional Itinerante Capulí, Vallejo y su Tierra.
Como lo expresa el poeta Lee en el prólogo del libro es esta una poesía de gran renombre en el continente asiático pero que no se conoce en otras latitudes, que también es otro motivo que nos anima a hacer el presente comentario.
 
1. El arco
iris
 
Un hecho curioso se presentó hace pocos días, el jueves 30 de noviembre del año en curso, 2017, en que se produjo en Taiwán un fenómeno que sin duda quedará registrado en los anales de la historia.
Y cuál es la presencia de un arco iris en esa isla que ha durado en sostener su arco luminoso en el cielo más que cualquier otro, con un registro de nueve horas que es el tiempo que más prolongado que se haya podido constatar de la duración de un arco iris sobre la faz del planeta.
El anterior récord lo tiene un arco iris que se presentó en la localidad de Yorkshire en Inglaterra en el año 1994, arco iris que se perfiló en el cielo durante seis horas.
Anoto todo esto en razón de ocuparme esta vez de un tema vinculado al medio ambiente en la poesía de Taiwán, cual es el de la naturaleza y basándome en la voz de sus poetas a partir de la antología realizada por el poeta Lee en donde presenta una muestra, en edición trilingüe, de español, chino mandarín e inglés, de la poesía de ese país en la obra de 19 poetas representativos de esta parte del mundo.
 
2. Cabal
y pródiga
 
Y lo primero que quisiéramos decir es que Taiwán es lugar de privilegiada belleza; isla pródiga con dos regiones definidas, una de planicies al oeste, donde vive el 90 % de la población; y las otras dos terceras partes conformada por montañas y bosques impenetrables, atravesada de cinco cordilleras con montes elevados y profundas cañadas copiosas de agua, y rodeada por un mar de esmeralda en donde abundan los arrecifes de corales, muestra de que su agua es pura.
Pero no solamente es su belleza física, sino que hay otra razón que lo allana al arte, y cuál es su condición de isla. ¿De qué manera influye ello en su sentir, pensar y asumir la poesía? ¡En mucho! Sentirse isla es ser más libres para la soledad y el anhelo de elegir, y de unirse, de enlazarse con algo o con alguien.
Desde la condición de isla la emoción resulta más natural, como cabe suponer, para hacer escuchar nuestra voz, como para buscar enlazarse entre quienes se sienten solos. Hay más autonomía para saber quiénes somos y qué queremos representar ante el mundo. Más si se es una isla de quimera que junto a otras forman un archipiélago. Y más cuando la naturaleza es cabal y pródiga que hacen sucumbir al gozo balbuciente o al llanto arrebolado que se convierte en plegaria, la misma que coincide casi siempre en ser poesía.
 
3. La naturaleza
como enigma
 
Hay varios abordajes que quisiéramos hacer sobre este tema, y el primero es el de la naturaleza como enigma, y texto cifrado que hay que develar. Porque este no es un mundo vacío sino puesto en clave, dado en códigos y en criptografías que la poesía se aproxima en descifrar. Y que se da cuando es capaz de volverse inocente, e ingresar a los estados de alma puros y no contaminados. Cuando se ha arribado a lo que es legítimo y a lo que es verdad, frente a tanto artificio y adulteración.
La naturaleza que pugna, que lucha, que se erige, naturaleza que representa la poesía. Y principalmente la naturaleza vegetal, que se da en los árboles y las plantas. La naturaleza como un código secreto.
Donde los poetas solo son voceros, que al final pueden consustanciarse con algo que ni ellos mismos pueden definir. O que está en su naturaleza nunca quererlo definir, y que son los mismos códigos cifrados de que estamos hechos los hombres.
Naturaleza que hemos de desnudar para encontrar nuestro destino. Y que hemos de saber descifrar, como lo expresa con tono hasta ingenuo pero profundo el siguiente poema:
 
4. En
el estanque
 
MENSAJE DE OTOÑO
El otoño está escribiendo cartas,
y las hojas, en su caída, le sirven de papel.
El viento las traslada,
pero es un portador muy descuidado
y en cada parada
arroja el correo.
Alguna carta cae encima de la ardilla,
alguna carta cae encima de la rana.
E incluso, los gansos se llevan algunas.
En el estanque, entre arbustos, en todas partes
vemos el mensaje del otoño:
“Apúrense, animales, prepárense para el invierno.”
Lin Wu-hsien
Donde el resultado, como el planteamiento, solo aparentemente es simple, pero que encierra en el fondo significados profundos.
 
5. Naturaleza
consustancial
 
Pero también la naturaleza como esencia nuestra y como sustancia de la poesía misma.
Porque la poesía no es ni máscara, ni apariencia ni oropel. No es algo que se agrega desde afuera, ni se inventa como aditamento o sutileza a lo que es natural, sino que es naturaleza pura.
Y la poesía es naturaleza desde adentro. No es la naturaleza como paisaje, ni contorno ni contexto al cual nos vinculamos con éxtasis o contemplación.
La naturaleza no como espacio sino como ensueño, como sustancia interior y savia vital, que nos ampara desde dentro como parte de nosotros mismos, inmersa en nuestros huesos, dentro de la piel y borbotando en nuestra sangre; así como en nuestras ideas, visiones y utopías. Porque naturaleza es la poesía, como es un árbol, una planta, o como es una flor.
Naturaleza consustancial e inmersa en el fondo de nosotros mismos, como una dimensión maravillosa; fibra o hebra de la cual estamos hechos, y que se grafican en versos como los siguientes.
 
6. Cuando
sople el viento
 
BAMBÚ ACIBARADO
No encuentro diferencia entre escuchar y mirar.
Siempre soy el mismo ser
que se estira hacia donde emana tu poesía
en la ventana.
Tampoco me importa si es primavera,
pues, yo, de verde eterno me vestiré siempre para ti.
Cuando llegue el otoño,
a lo sumo algunas hojas dejaré caer,
hojas peregrinas rumbo a tu ventana,
y fielmente te habitaré.
Cerca de tu casa, en tu tierra,
afincaré mis profundas raíces;
tan profundas,
que nadie podrá desarraigarme.
Y cuando sople el viento,
suavemente me alzaré
en busca de tu anhelada atención.
Mo Yu
7. Hacia
adentro
 
Pero ahora hay una confrontación entre industria y latido, entre consumo y sentido; entre amor y tecnología; como entre aparatos y pálpito humano.
Confrontación entre chips y cariño; entre fierros y sangre que fluye; entre respiración y pulsación electrónica; entre naturaleza que está en la poesía, y vileza que está en la mercancía; en lo humano que se compra y se vende por la avidez del comprar y el vender mismo.
Esquema en el cual el hombre se ha tornado en pesadilla, incluso para la naturaleza, en donde nuestro rol es de depredadores. En este contexto, ¿cuál es el rol de la poesía? ¿Podrá arreglar algo? No. No será capaz de detener la extinción de una especie, por ejemplo.
Ni siquiera su función es hacer un llamado para preservar la naturaleza: defender al oso negro, o revivir lo perdido: para que el ciervo blanco de Taiwán reaparezca sobre la faz de la tierra.
La poesía no puede cambiar nada hacia afuera. Pero sí puede hacer mucho, poco a poco o repentinamente, pero hacia adentro, en el mundo interior de las personas que se involucran en su fragua. He aquí lo ya consumado:
 
8. Bifurcados
cuernos
 
LAMENTO DEL CIERVO DE TAIWÁN
El placer era, simplemente, pasear en soledad
por los hermosos rasgos de la cara de Formosa.
Éramos felices en la isla antes de la llegada
de los primeros pobladores humanos.
¿Debería la belleza ser igual a la pena?
¿Debería la rareza convertirse en un fin?
¿Debería la extinción ser el destino?
La codicia humana
se ha vestido con nuestros bifurcados cuernos,
y alzan sus cabezas en las junglas urbanas,
incapaces de disimular su deformidad y maldad.
Pero no nos pueden trasplantar o reemplazar.
De aquí en adelante
sólo seremos un paisaje enmarcado
para colgar de un profundo y verdoso bosque.
Hsieh Pi-hsiu
 
9. Prodigio
final
 
La poesía en Taiwán, como en ninguna parte del mundo, tiene una función práctica. Lo que ella hace es crear otros mundos, reinos o moradas, donde la vida es plena. Crea otras realidades donde todo es pródigo y está salvado. Reemplaza este mundo por otro.
Porque la poesía es capaz de hacer de la nada una flor, más real e intensa que la flor misma del jardín; en aroma, en textura de sus pétalos, y en su color blanco purísimo o escarlata, o lo que fuera.
Aún más, con la capacidad de brindarse para que se la lleve inserta en el pecho o en el alma. Y se la ofrezca hacia una ventana en donde hay alguien o no hay nadie.
Adonde permanece una dama sin esperar recibir nada, pero le llega insólita e inesperada desde el fondo del alma de alguien aquella misiva, que el poeta hizo para ella y ahora le ofrece el milagro de todo este misterio.
, como se grafica en el siguiente poema donde la poesía es a la vez ave y el agua; y que sintetiza cuál es el prodigio final de la poesía, como naturaleza absoluta y pura.
 
9. Esparciendo
las alas
 
PÁJAROS Y AGUA
Dedicado a un grupo de amigos
que padecen amputaciones y deficiencia visual.
Doy agua a los pájaros
como si bailase.
Emanamos de distintos lugares 
y nuestros cuerpos de agua nos deleitan.
Los campos verdes se tiñeron de gris obscuro,
pero la tibieza del agua y su intensa vibración
nos da luz en la mirada.
En este etéreo espacio
esparzo mis alas nutridas de agua
para surcar la más hermosa y vigorosa
vida.
Danzo
como si fuera agua para los pájaros.
Hsieh Pi-hsiu
 
*****
 
CONVOCATORIA


XIX ENCUENTRO
INTERNACIONAL ITINERANTE
CAPULÍ, VALLEJO Y SU TIERRA
TELÚRICA DE MAYO, 2018
LIMA:
VIERNES 25
TRUJILLO:
SÁBADO 26
GUADALUPE
DOMINGO 27
CHEPÉN
DOMINGO 27
CAJAMARCA
LUNES 28
CAJABAMBA
MARTES 29
HUAMACHUCO
MIÉRCOLES 30
QUIRUVILCA
JUEVES 31
SANTIAGO DE CHUCO
JUEVES 31
VIERNES 1 (JUNIO)
CALIPUY
SÁBADO 2
SANTIAGO DE CHUCO
SÁBADO 2 (JUNIO)
DOMINGO 3 (JUNIO)
EL XIX CAPULÍ, VALLEJO Y SU TIERRA
ABARCA DEL 25 DE MAYO AL 3 DE JUNIO
DEL AÑO 2018
 
*****
 
Los textos anteriores pueden ser
reproducidos, publicados y difundidos
citando autor y fuente
 
dsanchezlihon@aol.com
danilosanchezlihon@gmail.com
 
Obras de Danilo Sánchez Lihón las puede solicitar a:
Editorial San Marcos: ventas@editorialsanmarcos.com
Editorial Papel de Viento: papeldevientoeditores@hotmail.com
Editorial Bruño, Perú: ventas@brunoeditorial.com.pe
Ediciones Capulí: capulivallejoysutierra@gmail.com
Ediciones Altazor: edicionesaltazo@yahoo.es
 
  *****
DIRECCIÓN EN FACEBOOK
HACER CLIC AQUÍ:
 
 
*****
 
Teléfonos Capulí:
393-5196 / 99773-9575
 
capulivallejoysutierra@gmail.com
 
Si no desea seguir recibiendo estos envíos
le rogamos, por favor, hacérnoslo saber. 


 

WET - COMO QUIEN PIERDE UNA ESTRELLA

WET - EL VIENTO DEL OTOÑO ES ASÍ

WET - DÓNDE ESTARÁ MI PRIMAVERA

NO PUEDO ARRANCARTE DE MÍ

WET - BUENOS DÍAS TRISTEZA

WET - LUNA DE MIEL

WET - DONDE ESTÉS

APAGA LA LUZ

ESPÉRAME - LOS DOLTONS

Chiquián - Oswaldo Pardo Loarte

NIEVES ALVARADO

La casa vieja - Nieves Alvarado

Hualín Aldave Palacios

WAYAYAY

Chiquián - Marco Calderón Ríos

Chiquián